LA CATEDRA EXHORTÓ A “CONSTRUIR CIUDADANIA CON TODOS LOS ESPACIOS DEL PUEBLO”

LA CATEDRA EXHORTÓ A “CONSTRUIR CIUDADANIA CON TODOS LOS ESPACIOS DEL PUEBLO”

LA CATEDRA EXHORTÓ A “CONSTRUIR CIUDADANIA CON TODOS LOS ESPACIOS DEL PUEBLO”

La Cátedra del Diálogo y la Cultura del Encuentro exhortó a “construir una ciudadanía” que incluya a  “todos los espacios del pueblo” para tender al “bien común”, que no exceptúe a los individuos vinculados a “las adicciones, la trata de personas y la violencia de género”, entre otras víctimas.
El espacio de producción y transferencia de conocimientos lo hizo en el marco de un debate concretado el 8 de junio último, al que asistieron como oradores Pablo Gutiérrez Colantuono, integrante de la Cátedra además de profesor y conferencista de universidades latinoamericanas en Derecho Administrativo, Derecho Constitucional y Derechos Humanos; y el ministro de Ciudadanía de Neuquén, Gustavo Alcaraz. También estuvo como disertante Diego Gorgal, ex secretario de Seguridad porteño y ex ministro de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires, además de politólogo egresado de la Universidad Católica Argentina (UCA) y magíster en Políticas Públicas de la Georgetown University, quien también estuvo al frente de la Subsecretaría de Modernización del Estado bonaerense.

Por su parte, el ministro de Ciudadanía de Neuquén destacó que la cartera a su cargo fue creada para “trabajar en dos ejes: promoción y prevención de derechos, y con el rol de articulación con los espacios de la sociedad civil y las políticas de Estado”.

“Entre otras, hay cuestiones que atender vinculadas a las adicciones, la trata de personas y la violencia de género”, manifestó.

El funcionario provincial advirtió que debe haber una nueva resignificación del Estado para poder construir con todos (los pobladores) los espacios de la ciudadanía”.

A su turno, Gorgal dijo que la “construcción de la ciudadanía” está vinculada con “políticas de seguridad”, porque éstas deben ser fruto de la “concordia entre personas que sienten y son parte de algo común”, sobre la base “del empleo, el sistema educativo, la existencia de valores y los bienes públicos compartidos”.

Y subrayó que, “desde la recuperación de la democracia hasta acá, no es casualidad que los dos picos de criminalidad registrados hayan coincidido con las dos crisis socioeconómicas”.

En esa línea, la directora ejecutiva de la Cátedra, Gabriela Sacco, destacó que “hay iniciativas como la del Ministerio de Ciudadanía de Neuquén y otras que vienen del Tercer Sector que parecen querer romper con una dinámica circular que amplía las brechas y diferencias existentes”.

“El sistema educativo actual, que se reproduce y se retroalimenta, tiende naturalmente a enseñar sobre la base de lo que considera que funcionó y que, raramente, busca generar un pensamiento diverso y disruptivo”, alertó.

Por su parte, Gutiérrez Colantuono resaltó la creación del Ministerio de la Ciudadanía en Neuquén, sobre el que dijo que existen “pocas experiencias en el globo”, y destacó que, producto de esa cartera, “las minorías lograron una representatividad en las estructuras de gobierno” de esa provincia.

A su turno, María Inés Narvaja, coordinadora de contenidos de la Cátedra y presidenta de la asociación civil Miserando, recordó que “hay una homilía de 2010 del (por entonces) cardenal (Jorge Mario) Bergoglio efectuada con miras al Bicentenario, en la que dijo que la ciudadanía es una categoría lógica y que, por su etimología, significa convocar al bien común”. “Y agregó en esa ocasión que el desafío, para los próximos años era, según dijo (Bergoglio) en 2010, pasar a una categoría mítica que es la del pueblo, la que va a formar la nación”, rememoró.

Por último, Narvaja se preguntó si “nos animamos a hacer un salto hacia el bien común, en el marco de un país que quiera acoger a todos”.

El debate se realizó en la sede porteña de la Fundación Panamericana para el Desarrollo Integral de Altos Estudios, una de las instituciones impulsoras de la Cátedra.